Libros

Selecciona tu idioma... Select your language...

martes, 29 de octubre de 2013

Cambie pequeñas cosas, no la cultura empresarial de una sola vez



Cuando no se alcanzan los objetivos de la empresa no será el mejor momento para cambiar la cultura empresarial. Los grandes esfuerzos por cambiar la cultura empresarial rara vez arreglan los problemas de la empresa. Los administradores obtienen mejores resultados cuando comienzan con unos pequeños cambios. Comience con un problema por ejemplo el rendimiento. Consiga que algunas personas hagan un par de pruebas a ver si puede resolver el problema o al menos una parte. Preste mucha atención a lo que funciona y como. Es mucho más interesante potenciar lo positivo. Lo negativo hay que acabarlo poco a poco o se irá extinguiendo por sí mismo. Los cambios no son agradables para nadie y terminar con algo de raíz tampoco lo es. Vaya incorporando ideas de éxito en sus siguientes etapas. Siga avanzando cada vez con más mejoras en el rendimiento sobre la base de estos primeros éxitos. Con el tiempo se dará cuenta de que ha cambiado la cultura paso a paso y sin generar traumas ni incomodidades en la empresa.

1 comentario:

  1. Consejos rápidos y sencillos. Estupendo blog.

    ResponderEliminar

Entradas populares