Libros

Selecciona tu idioma... Select your language...

domingo, 11 de octubre de 2015

Pregunta, pregunta, pregunta,.... y vuelve a preguntar

May I ask?


La semana pasada fue una semana intensa, ya que mi buen amigo +Jose Noblejas me invitó a asistir al South Summit 2015, un encuentro entre emprendedores e inversores, el trampolín para muchas empresas que a partir de esta semana podrán empezar a desarrollar su labor gracias a estas nuevas inversiones.

Durante estos días he asistido a charlas de Steve Wozniak, Reg Lenney, Gwynne Shotwell, y mucha más gente que podéis consultar en este enlace; pero para mi lo más enriquecedor ha sido las conversaciones que he escuchado en restaurantes, salas de reuniones, y salas VIP donde se hacían tratos de lo más interesante.

De todas estas conversaciones, la primera que escuché el día antes de que empezase el South Summit me resultó especialmente reveladora. Fui a cenar a un restaurante cercano a mi hotel; un restaurante de tipo medio y para mi sorpresa eran varias las mesas con personas vestidas de forma más o menos formal donde se estaban cerrando tratos y presentado propuestas empresariales. Los ordenadores portátiles abiertos, tablets con documentos y gráficos y la actitud de los comensales me lo dejaba muy claro: allí se estaba cocinando algo más que ricos platos.

Tomé asiento en uno de los rincones del restaurante intentando conseguir un poco de tranquilidad para responder a los emails que habían quedado al final del día (siempre llegan correos a todas horas). Saqué mi pequeño portátil de 11 pulgadas y un ratón inalámbrico que suelo utilizar porque me resulta mucho más cómodo que los trackpad integrados, y empecé a revisar mi correo electrónico. La conexión a internet del restaurante resultaba tediosa, por lo que finalmente compartí los datos de que disponía en mi teléfono móvil para no tener que esperar una eternidad mientras se cargaban los emails.

Justo cuando estaba terminando de escribir el último email de la noche, aparecieron dos hombres y se sentaron en una mesa junto a la mía. Uno de ellos tenía unos 25 años y vestía ropa desenfadada (camiseta y vaqueros junto con unas deportivas). El otro tendría unos 45 años y llevaba una camisa cubierta con un jersey de colores chillones, pantalones de vestir y unos mocasines.

Pidieron un café con leche y una porción de tarta (el joven) y un café sólo (el mayor de los dos).

apple pie with cream at the candid café

Efectivamente se trataba de un chico que pretendía lanzar su empresa y un posible inversor. Esta fue una de las conversaciones de las que más aprendí en el South Summit. Sé que está feo escuchar conversaciones ajenas, pero en este caso me perdono a mi mismo por todo lo que aprendí de ésta.

El inversor empezó haciendo las primeras preguntas sobre la viabilidad del proyecto, la necesidad que se cubrirá en los usuarios (dijo usuarios y no clientes), etc. Me parecía increíble que sólo hacía preguntas, una tras otra, sin aportar nada a la conversación. De momento sólo quería saber cosas sobre el proyecto. Después de bastantes minutos de plantear cuestiones a las que el chico respondía claramente y en ocasiones apoyándose en datos de tu tablet Samsung, pasó a la pregunta fundamental:

- ¿Cuántos fondos necesitarías para lanzar el proyecto en una primera fase?
- Unos 250.000 euros serían adecuados para una primera fase.
- Bueno, ya tienes 300.000. Ahora hablemos de cómo habría que hacerlo.

Primero planteó todas las dudas que tenía sobre el proyecto, sin aportar nada al mismo, y una vez que se aseguró de que el proyecto era suyo, entonces empezó a plantear cuestiones sobre cómo habría que desarrollarlo.

Durante los siguientes minutos valoraron a qué personas colocar en el puesto comercial, director de departamento de proyectos, etc. Resultaba curioso lo rápido que ocurría todo. Estaba asistiendo al nacimiento de una empresa en menos de 40 minutos.

De esta conversación me quedo con algo importante: el inversor hizo preguntas durante todo el tiempo, buscando los posibles problemas de la empresa, pero no planteándolos como problemas, sino únicamente como preguntas a las que esperaba que el emprendedor diese respuesta adecuada.

Decía Warren Buffett que no invertía nunca su dinero en un negocio que no entendía completamente. Intentaba que se lo explicasen una y otra vez hasta que finalmente lo entendía y si no lo entendía, sencillamente no invertía allí su dinero.

Podemos aplicar esto a nuestras relaciones comerciales con los clientes. En mi caso que trato con productos que requieren de un cierto grado de idoneidad a la aplicación para funcionar adecuadamente, no dejo de hacer preguntas al cliente sobre para qué quiere el producto, las circunstancias que lo van a rodear, etc.

Haz a tu cliente todas las preguntas que consideres necesarias para asegurarte de que el producto sea adecuado para él. Si luego el producto no es el adecuado, el cliente no pensará que él estaba equivocado, sino que tú no le hiciste las preguntas correctas.

No te canses de hacer preguntas todo el tiempo para evitar posibles malentendidos. Aprende de las necesidades de tu cliente para cubrirlas adecuadamente.

lunes, 14 de septiembre de 2015

En las redes sociales, la velocidad de respuesta es muy importante

Too much noise

Ayer por la tarde estaba en una sala de cines a punto de entrar a ver una película de terror. Habíamos cinco o seis personas en cola, y justo delante de mi había una pareja con un niño pequeño. En un momento dado empezó a sonar una estridente música hardcore a todo volumen por el hilo musical del cine y el niño se tapó los oídos.

- ¿Qué es eso papá?
- Musica, cariño.
- ¿Porqué no cantan y está tan fuerte?

Se trataba de una música que entiendo que haya gente a quien pueda gustarle, pero que no me parece la más adecuada a un cine o centro comercial donde puede acudir gente con todo tipo de sensibilidades musicales.

Como estoy acostumbrado a que las redes sociales de las grandes empresas funcionen adecuadamente, escribí un tweet advirtiendo de esta circunstancia en el día de ayer, cuando empezaba el turno, a eso de las cuatro de la tarde.


No he tenido noticias sobre este asunto hasta hace una media hora, es decir, unas ¡20 horas! después de que se produjese mi queja.

La contestación indicaba básicamente que pasaban la nota al departamento correspondiente... ¡20 horas después!


Imaginemos que se trata de la queja de otro tipo como unas butacas en mal estado, escalones rotos o un escape de agua... En 20 horas pueden ocurrir muchas cosas muy desagradables.

Por eso siempre digo lo mismo... el community manager debe de adecuarse a los horarios de los clientes de su cliente.

Si se trata de un restaurante que sirve desayunos, comidas y cenas, el community manager, debe de estar especialmente alerta en horarios de desayunos, comidas y cenas. Si se trata de un cine, debe de prestar especial atención a los horarios de proyección, etc. Si se trata de un comercio que trabaja de 9:00 a 22:00, el horario del CM debe de ser consecuente.

El Community Manager no puede tener un horario de oficina de 8:00 a 18:00 si su cliente tiene un horario más amplio. Lo más importante es estar cuando surge la crisis.

Si el cliente tiene un problema y no estamos disponibles.... el problema se magnificará.

jueves, 10 de septiembre de 2015

Apple... algo huele a rancio

Rotten To The Core


Ayer no seguí en directo la presentación de Apple de los nuevos iPads e iPhones porque realmente no esperaba nada nuevo. Desde hace algunos años, en particular desde que se les acabaron las balas en la recámara que dejó Steve Jobs preparadas, Apple no ha sacado ningún producto innovador.

Para los que piensen que soy alguien que odia directamente los productos de Apple, diré que estas líneas la escribo en mi iMac, de la que estoy orgulloso y que funciona adecuadamente, pero lo de ayer no tiene nombre...

Si hacemos caso a la nueva línea de productos de iPad Pro presentada ayer, veremos que va directamente en dirección contraria a lo que decía Steve Jobs en esta reunión interna del 23 de Septiembre de 1997. La idea de Jobs siempre había sido mantener una línea de productos simple y mucho mejor que los de la competencia.


Sin embargo, en la presentación de ayer vimos básicamente estos elementos de mejora en el iPhone 6S y 6S Plus:
  • 3D Touch. Básicamente es un toque más fuerte de la pantalla del iPhone y que permite el acceso a más opciones y menús contextuales... Eso es un click derecho, señores.
  • Cámara con unos "impresionantes" 12 megapíxeles... Mi Google Nexus 6 hace fotos de 13 megapíxeles desde hace un año y con HDR+.
  • Fotografías animadas o "vivas". Hay aplicaciones (Ver vídeo sobre Cinemagraph) que ya hacen eso... y no conozco a muchas personas que lo utilicen realmente.
  • Vídeo 4K: Mi Google Nexus 6 lo hace desde hace un año...
  • Nuevos colores: No voy a hacer ningún chiste sobre el color oro rosado.
Vayamos ahora con el iPad Pro:
  • Una tableta de 13 pulgadas de pantalla orientada a profesionales.... Eso es una Microsoft Surface Pro 3 (ver vídeo más abajo).

Veamos el nuevo Apple TV:
  • Tengo uno debajo de mi televisor que creo que no enciendo desde hace por lo menos seis meses... Las aplicaciones de terceros eran un handicap a batir y ahora prometen que van a incluirlos, además de un mando mucho más usable... una Nintendo Wii.
Y sobre el Apple Watch:
  • Nuevo Sistema operativo que se actualizará a la vez que el iOS 9.
  • Nuevos colores como el dorado... porque realmente no se venden los de oro.

Conclusiones

  • Ningún producto realmente innovador.
  • Pisotean la herencia del creador de la empresa.
  • Productos que nacen muertos antes de nacer (Stylus).

¿Cuál es tu opinión sobre la "nueva" presentación de Apple?
Deja tus comentarios abajo.

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Servir a los clientes no es igual que atenderlos

Nice female manager posing with the staff in a modern kitchen catering


Cierto es que llevo mucho tiempo sin escribir en este blog. Llegó un punto en el que prácticamente escribía un artículo al día (algunos incluso dos). Había cogido la rutina y disciplina de levantarme una hora antes de mi horario normal de trabajo y dedicar esa hora extra a escribir, después de tomar un generoso café americano.

Este va a ser el primer intento de volver a esa rutina, así que a ver cómo sale... Como siempre, me encanta leer vuestros comentarios en este artículo y en todos los demás.

En verano, como habéis visto todos en el blog, he hecho muchas cosas, pero algunas de las que no he hecho han sido sentarme a escribir con una rutina diaria. Sin embargo, en mis viajes por España he tomado notas como para desarrollar algunos artículos más.

Pasé unos días en Madrid de puro relax, simplemente paseando por la calle y dedicando la tarde a tomar el sol en la amplia terraza de mi habitación del hotel, visitando museos y yendo a ver películas en los geniales Cines Golem y Cines Renoir. Mi rutina en estos días de relax me llevaba a comer siempre en el mismo restaurante, donde me sentía atendido y además donde se habían acostumbrado ya a mis hábitos; al fin y al cabo soy un hombre de costumbres.

En uno de los últimos días entablé una agradable (y larga) conversación con el encargado del local y hablamos sobre la política que empezaba a llevar su empresa, una empresa multinacional dedicada a la restauración. Normalmente suelo comer temprano, casi con un horario europeo (que no mediterráneo), por lo que tuvimos tiempo de tener una conversación profunda en la que me dijo esta frase:

- Durante la época de la expansión económica a niveles que no eran normales, se contrataba a cualquier persona porque lo importante era mantener las mesas llenas, circulando y servidas. Ahora la política ha cambiado y se han dado cuenta de que lo importante no es servir mesas, sino atenderlas.

Esta última frase en especial me dio que pensar por lo que tiene de cierto.

Puedes tener muchos clientes en un momento de pujanza económica pero su nivel de fidelidad será muy bajo porque realmente sólo les estás dando un producto, pero no les estás cuidando.

Una empresa en la que únicamente te dedicas a servir los productos sin dar un plus que es el cuidado y atención personal, que se sientan queridos al fin y al cabo; puede funcionar mientras te encuentras en una etapa de crecimiento económico coyuntural y tu empresa será arrastrada por la situación circundante; pero en momentos en que el crecimiento es menor, la atención al cliente pasa a tener una importancia fundamental.

Voy a poner un ejemplo que gustará a algunos y a otros no... McDonalds es una empresa que no se caracteriza por el servicio personalizado a sus clientes: autoservicio, rapidez, despersonalización, etc.... En el primer trimestre de 2015 ha tenido un importante descenso en ingresos y ganancias (ver noticia en el enlace anterior). En algunos países asiáticos han tenido algunos escándalos alimentarios y además el crecimiento en EEUU tiene una dura competencia. Sistemas de servicio rápido no permiten personalización ni trato cercano con el cliente. El crecimiento en estos casos únicamente se puede conseguir mediante la mejora de los márgenes operativos y un intento de aumentar la venta mediante incorporación de nuevos productos.

Por eso siempre es importante dar un trato personal a los clientes, pero mucho más en una situación de crecimiendo moderado de la economía.

Como decía muy bien mi interlocutor en Madrid: "Servir a los clientes no es igual que atenderlos."

Lecturas relacionadas:

miércoles, 2 de septiembre de 2015

Google es... un camaleón



Ayer Google cambió su logotipo y ahora ofrece una imagen mucho más acorde con su simplicidad y facilidad de uso. En el post del blog de Google sobre este asunto he visto un vídeo que recorre sus 17 años... Si, yo tampoco era consciente de esa cifra... Google aún no tiene ni la mayoría de edad de 18 años y ha crecido mucho, vaya que si...


Esto me ha dado que pensar sobre los tres sistemas que utilizo en mi día a día. En mi oficina tengo un iMac con una doble pantalla, lo que me permite trabajar de forma muy cómoda y rápida. Para mis viajes solía utilizar un Macbook pero decidí cambiarlo por un pequeño Laptop de Acer con Windows y hace unos días he comprado un tablet convertible en portátil, el Energy Sistem Pro 9, que realmente me ha sorprendido gratamente y también funciona con Windows, ahora actualizado a la última versión Windows 10.

En mi teléfono móvil (Nexus 6) utilizo Android y en mi smartwatch (Moto 360) utilizo Android Wear.

Pensando un poco sobre todo esto, utilizo los tres principales sistemas operativos: MacOS, Windows y Android.

Sin embargo, pensando un poco más sobre el asunto, me doy cuenta de que el sistema que mejor se adapta a todos los sistemas operativos y que funciona sin darme problemas es el ecosistema de aplicaciones de Google en Google Chrome. Puedo utilizar las aplicaciones Web de Google Chrome tanto en mi Windows como en mi Mac sin ningún problema. De hecho, ahora mismo escribo desde mi Mac y este artículo lo empecé ayer en mi Windows.

Definitivamente el éxito de Google es la capacidad de hacer funcionar sus aplicaciones en múltiples plataformas sin ningún tipo de problema. Hay algunas aplicaciones que sólo funcionan en Mac (Scrivener que utilizo para editar mis libros antes de enviarlos a la editorial), Windows (El software de mi empresa), etc. Pero sin embargo, en el entorno de Google Chrome "Everything is running smoothly" como decía Hal 9000.

Parece que últimamente Mac ha hecho intentos de abrirse con las versiones de iWork para Web, y Windows ha hecho lo propio con su Office para Web también, pero de todos modos Google tiene mucho por mostrarnos en los próximos años.

¡Feliz cumpleaños Google!

jueves, 20 de agosto de 2015

Misfit Shine: ¡A la piscina!

Mi Misfit Shine en mi muñeca

Hace poco tiempo que estoy utilizando un nuevo monitor de actividad. Realmente para las actividades que hago a diario (andar, spinning y andar en bici) tengo suficiente con el Moto 360 y Google Fit, pero en verano suelo nadar de vez en cuando y me faltaba algún monitor para estas actividades.

Investigando descubrí una empresa llamada Misfit que ofrecía un monitor de actividad sumergible hasta 50 metros (ideal para nadadores).

La caja y la presentación son lo primero que llama la atención. Se trata de un monitor del tamaño de una moneda. El dispositivo va por un lado y aparte se sirven una correa para llevarlo en la muñeca y un clip magnético que te permite llevarlo en el cuello de la camisa, la hebilla del cinturón o las cordoneras de los zapatos. Realmente puedes llevarlo casi en cualquier sitio, pero hay que llevar especial cuidado con el clip magnético, ya que en ocasiones si le das un golpe o roza con algo puede caerse. Existen accesorios adicionales como pulseras de variados colores y colgantes para llevarlo al cuello que puedes encontrar por una gran variedad de precios.

Aquí la historia de la creación del Misfit Shine

El dispositivo es muy simple en cuanto a diseño y sólo lleva como indicadores 12 puntos en su esfera que se iluminan conforme vas llegando a tu objetivo. El objetivo no se mide en pasos como en Google Fit o Fitbit sino que se mide en puntos. Por ejemplo: Una carrera de 1000 pasos obtiene más puntos que una caminata de 1000 pasos. Para ver estos datos sólo hay que dar dos toques encima del dispositivo.

Después de mostrarte la información de tu objetivo, te muestra la hora de una forma muy original: aparece un punto fijo iluminado que marca la hora y otro punto parpadeante que son los minutos. Es una orientación muy interesante, ya que el margen son unos 5 minutos arriba o abajo porque sólo hay 12 puntos luminosos, pero adecuado para la vida diaria.

Para monitorizar actividades como el ciclismo o la natación, sólo hay que darle tres toques y el sistema empieza a grabar la actividad. Cuando pares de hacer la actividad no es necesario que hagas nada. El monitor detectará que has terminado y la dará por finalizada. Sobre qué tipo de actividad se trata, el móvil te permite definir una actividad por defecto y posteriormente puedes modificarla cuando la has terminado.

En cuanto a la estética, es el monitor más discreto y bonito que he visto. De hecho, pasa completamente desapercibido porque es sólo una pulsera o broche en mi caso de color negro.

El precio está bien, teniendo en cuenta que no existe monitor que soporte 50 metros bajo el agua y que además sea capaz de decir que puedes meterlo en agua de mar (siempre lavando cuando termines con agua dulce).

Existe un monitor de la misma marca a un precio inferior que es el Misfit Flash, pero que no es posible sumergir sino que sólo aguanta salpicaduras de agua.

Speedo acaba de sacar una edición especial con su marca en colaboración con Misfit, especialmente orientada a nadadores, que te permite medir la distancia y vueltas dadas, por lo que puede resultar muy interesante para los más adictos a este deporte.

Enlaces a productos mencionados:

domingo, 16 de agosto de 2015

Apple Watch... ¿Algo más que una cara pulsera?

Apple Watch 開箱實用照


Tengo que reconocer que el Apple Watch me llamó la atención y le hice seguimiento en internet para enterarme de sus características, precio y disponibilidad. No era el primer smartwatch en salir a la venta, de hecho por mis muñeca ya habían pasado varios, pero prometía ser el mejor con las características de diseño y usabilidad que Apple solía dar a sus productos.

Hace algún tiempo que salió a la venta y de hecho no ha sido hasta hoy en Madrid cuando he visto a una señora, en la cola para entrar en un restaurante, llevando uno de estos smartwatches con una llamativa correa pero la conversación me ha hecho ver claramente cuál ha sido el problema:

- Disculpe que le moleste. ¿Eso que lleva es un Apple Watch?
- Si. Es un reloj de Apple. (Su marido me mira extrañado)
- Perdone que me entremeta de nuevo, pero ¿Qué tal le funciona?
- Uy... Pues no se... La verdad es que lo he cargado esta mañana y ya se me ha apagado. La verdad es que no se muy bien lo que se puede hacer con él. Lo único que hago es mirar cuando me llaman y me llega un guasap. El reloj de Mickey Mouse es muy bonito y a mi nieta le encanta.
- ¿Pero se le ha quedado sin batería ya?
- Si... Es que esta mañana hemos salido temprano de casa, como a las cinco... Me lo regaló mi marido porque se lo regalaron en su empresa y él no lo quería. Yo lo llevo porque es bonito... ¿Parece una pulsera, verdad? Y me han dicho que es muy caro... (dice esto último casi susurrándolo).

Sobre esta conversación saco varias conclusiones:

1. El cliente no percibe un uso del Apple Watch más allá que como gestor de notificaciones. Es decir, el usuario sólo utiliza el reloj para ver lo que ha pasado en su teléfono sin tener que sacarlo del bolsillo y luego interactúa en el teléfono.
2. La duración de la batería es mucho menor de la esperada. Esta señora a media tarde ya se había quedado sin energía.
3. El marido le regaló el reloj porque él no lo quería... ¿?
4. Lo único que la señora destaca del reloj es que es bonito.... (y muy caro). Se convierte en símbolo de estatus sin mucha utilidad.

Creo que en este caso el problema está en explicar adecuadamente el funcionamiento de un producto de una nueva familia y que no se parece a ninguno que hayamos probado anteriormente. Los usuarios de iPhone normalmente no suelen llevar otro tipo de smartwatch y suelen ser muy fieles a la marca. Lo más parecido que han llevado es un monitor de actividad física (tipo FitBit) pero un smartwatch es mucho más. El cliente recibe el producto sin saber muy bien qué hacer con él.

Tengo conocimiento de que cuando se entrega el Apple Watch a los usuarios se les suele dar una pequeña formación sobre cómo funciona y qué cosas se pueden hacer con él, pero.... realmente esa información llega al usuario final del producto o sólo a quien lo paga.

Se que hay videos en internet sobre este funcionamiento, pero... ¿Son realmente útiles?

Lo importante es lo que la persona haga con el producto de forma efectiva, no las posibilidades que realmente tenga. De nada sirve que tengamos aire acondicionado en nuestro coche... Si no sabemos ponerlo en marcha, seguiremos diciendo que pasamos calor en su interior.

La experiencia de que la primera persona que veo en España con un Apple Watch lo trate como a una pulsera bonita y muy cara (según cree) que hay que lucir aunque ni siquiera se enciende me da mucho que pensar sobre la evolución que necesita Apple en estos productos: mayor duración de batería, usabilidad y si hay algo que destacar en positivo es... el diseño. Al fin y al cabo a la señora le encantaba su reloj de Mickey Mouse... cuando tenía batería para enseñarlo, claro.

¿Y tú qué piensas?
¿Crees que el Apple Watch es algo más que una cara pulsera?
¿Qué cambios harías en su diseño y su interfaz de usuario?

miércoles, 12 de agosto de 2015

Redes sociales: cuándo actuar local o globalmente. El caso @Fnac_ESP

Librairie FNAC


Hace unos días entré en el perfil en twitter de FNAC Murcia, la tienda FNAC más cercana a mi ciudad y donde suelo hacer visitas con frecuencia. Hacía unos días que no recibía interacción por parte de esta cuenta de los contenidos que iba colgando y decidí investigar un poco.

Durante mis visitas a esta tienda, cuando veo algo interesante, suelo hacerle una foto y menciono al centro comercial donde está situada y también al perfil de la tienda. Realmente tienen muchas cosas interesantes y curiosas, así que les intento dar un poco de publicidad entre mis seguidores de Twitter. Por regla general solían marcar como favorito los tweets donde se les mencionaba y el centro comercial suele hacer retweet. Hay que reconocer que el impacto de estos tweets es al menos interesante, habiendo llegado hasta las 5.000 impresiones en algunas ocasiones, además de las respuestas que recibo en mi propia cuenta.


Cuando entré finalmente en el twitter de FNAC Murcia descubrí que la cuenta estaba sin actividad desde hacía varios meses y que había un mensaje informando de que habían centralizado todas las cuentas de twitter en una sola cuenta global para toda España.

Realmente a efectos prácticos ya habían perdido interacción con el cliente porque mis tweets en los que les solía mencionar ya no recibían feedback desde la cuenta de la tienda local y los tweets a nivel nacional eran algo mucho menos local y estaban realizados sin contenidos a escala local. Se trataba de una cuenta de las que yo suelo denominar "vómito de contenidos" y que simplemente sueltan contenidos genéricos de la empresa, como las tiendas de ropa y complementos, pero que consiguen muy poca interacción con los clientes a nivel de redes sociales.

Este hecho, que a mi parecer es un paso atrás en la interacción con los clientes, me dio que pensar y fruto de esas reflexiones es este artículo.

Entiendo el punto de vista de la empresa a nivel global que quiere tener controlado todo y centralizado en su departamento de publicidad, comunicación o relaciones públicas (cada uno encarga estas labores de redes sociales a quien considera oportuni). Por otra parte este tipo de gestión tiene sentido en algunas circunstancias particulares, pero en mi opinión, no en este caso.


Si la empresa es una empresa que tiene relación con su entorno físico (centro comercial, localidades cercanas, actividades, etc.), lo ideal es que la empresa disponga de una cuenta local para cada una de las delegaciones. Personalmente me interesan los contenidos de FNAC Murcia, pero los de las tiendas de Barcelona, Alicante, Valencia o Madrid, no me interesan en absoluto, porque la interacción real que voy a hacer va a ser con la tienda de mi localidad. Con las personas con las que tengo trato, con quienes hablo de música, tecnología y libros es con la gente de "mi" tienda, de la tienda de mi localidad o la más cercana. Al final lo que ocurre es que el cliente recibe multitudes de tweets de actividades de otras ciudades que no son la suya y que no le importan en absoluto. Digamos que es el cliente quien tiene que dedicarse a sondear entre todos estos tweets a ver cuáles realmente le interesan y cuales no.

Se trata de empresas que desarrollan, además de una labor de venta, actividades muy locales y con un impacto directo sobre los clientes, que podríamos llegar a decir que tangencialmente son parte de la Responsabilidad Social Corporativa. Si hay una presentación sobre un tema que me interesa en una tienda FNAC cerca de mi domicilio, es posible que me desplace hasta ella, pero si la presentación es a 600 km de distancia la información no me interesa en absoluto.

La parte psicológica también es muy importante: cuando veo los tweets del perfil de un comercio local, veo las caras de las personas a quienes conozco en ese comercio. Si veo un tweet de FNAC Murcia sobre libros, pienso en las caras de las persona que conozco y con quienes he interactuado en el comercio en esa sección concreta. Sin embargo, cuando veo un tweet de una cuenta genérica que se controlará desde Madrid, Barcelona o vete a saber dónde... No pongo cara a esos tweets. No se quién lo pone. Son tweets impersonales en el sentido literal de la expresión.


Cuando veo este mal ejemplo de gestión centralizada siempre viene a mi cabeza la cuenta de El Corte Inglés... Un ejemplo de lo que son publicaciones automatizadas, sin sentimiento, sin capacidad de generar interacción... Una red fría y deshumanizada.

Supongo que este afán de controlar las redes sociales de algunas grandes empresas es fruto del miedo a "meter la pata" de los responsables de redes sociales de sus delegaciones, pero esto tiene un par de formas de solucionarse:
  1. Formación: Hay que dar las pautas corporativas a todos los encargados de estas tareas, mediante cursos en los que se explique adecuadamente el funcionamiento de las redes sociales. Dotándoles de los conocimientos técnicos y habilidades sociales para interactuar con los clientes en redes sociales.
  2. Control: Aunque dejemos la gestión en manos de nuestros responsables de redes sociales en cada delegación, no está de más dedicar un par de horas a la semana a examinar los tweets publicados por cada delegación y enviar comentarios de forma interna para adecuar los contenidos publicados a las pautas corporativas de la empresa. Más vale hacer un seguimiento continuo de las cuentas de redes de cada zona local, que encontrarnos un día con algún problema por una mala actuación..
Gestiones de empresas como El Corte Inglés, Tiger o Carrefour donde la interacción con el cliente y el conocimiento del perfil de cada cliente es menor, pueden tener este tipo de gestión centralizada, pero creo que un comercio que vende la personalización y la relación con el cliente, no debe de caer en este tipo de cosas.


Una librería que conozco, y que funciona a nivel local, tiene una gestión de redes sociales inmejorable: está claro que la señora al frente del negocio conoce a sus clientes y además tiene una ficha de cada uno con sus gustos. Pues bien, cuando llega algún libro que considera que puede gustar a algunos clientes, publican un tweet sobre ese libro con la portada del libro en la que etiquetan a las personas que pueden estar interesadas. Resultado de esta gestión: para empezar, reciben respuestas de los clientes agradeciéndoles la información, los clientes hacen retweet porque son libros que a ellos les gustan, y además a los pocos días suelen producirse muchas compras de estos libros.

Si llegamos a una centralización para empresas para las que la esencia es la relación con el cliente (en teoría), conocerlo y saber sus gustos para aconsejarle de esta manera entonces... estamos perdiendo la esencia de la empresa por la despersonalización.

Enlaces relacionados:

lunes, 10 de agosto de 2015

Entrevista en Ahora ya radio hoy a las 21:00 horas (Madrid España)

Microphone

Hoy a las 21:00 horas (Madrid, España) pasaré por Ahora ya radio para hablar de mi último libro.

Puedes escucharlo desde la aplicación Radionomy (para iOS o Android), la web de Ahora ya radio en Radionomy o desde aquí:


¿Eso es un reloj?... Smartwatches

DSC09448


Hace tiempo que tenía este artículo pendiente para mi amiga Paula Ibañez, pero hasta ahora no he encontrado el momento ni creía tener los conceptos suficientemente maduros en mi cabeza.

Primero debo de hablaros de mi experiencia personal: Mi primer smartwatch fue un reloj-teléfono móvil que compré hace por lo menos diez años en Chinavasion.com y que utilicé menos de una semana porque era completamente inútil tanto para hacer llamadas como para enviar mensajes de texto. Después dejé de usar estos aparatos hasta que llegó Android Wear. Cansado de esperar la llegada del Apple Watch decidí cambiar a un Nexus 5 por problemas con Apple de los que ya he hablado anteriormente en otros artículos.

Conseguí entonces un LG G Watch con Android Wear a muy buen precio en la tienda de Google en internet y lo disfruté durante un tiempo. Sin embargo tengo que decir que con el tiempo me iba cansando del diseño que resultaba un poco tosco y además quería que mi reloj también llevase pulsómetro, además de una estética más cuidada. Entonces valoré el LG Watch R y el Moto 360 y finalmente me decidí por este último, que es el que llevo en la muñeca en estos momentos.

Sobre sistemas operativos podemos hablar de varios principalmente:

- WatchOS: Es el sistema operativo de Apple. Aún le falta mucho por trabajar ya que el producto Apple va muy por detrás que otras compañías. Más sobre WatchOS.
- Android Wear: El sistema operativo más difundido y versátil. Es un sistema abierto que muchos fabricantes como Motorola, LG y Samsung incorporan a sus dispositivos llevables. Más sobre Android Wear.
- Otros sistemas propios: Como Pebble OS, etc. la compatibilidad es limitada y normalmente se realiza a través de una aplicación de la propia marca que debemos instalar en el teléfono móvil

Ahora paso a hacer una relación de los smartwatches más conocidos por todos y que considero más interesantes:

- Apple Watch: Es uno de los últimos en llegar al mercado. Sólo funciona si tienes un iPhone de los últimos modelos. La duración de la batería sigue siendo su caballo de batalla y aunque en las reviews se llega a decir que dura dos días, amigos míos que lo tienen me han dicho que llegan con dificultad al final del día. Como nota hay que decir que hay un Apple Watch Edition en oro... mi pregunta es la siguiente: ¿Quién se va a comprar un reloj de oro que en cuatro años ya no le sirve porque hay dos o tres versiones posteriores? Personalmente creo que es una de las peores opciones. Ver productos Apple watch.

- Reloj-teléfono: Simplemente se trata de un teléfono móvil en miniatura y con una correa para ponertelo en la muñeca. Se inserta en su interior la tarjeta SIM y hace las funciones de un teléfono móvil. Realmente son muy económicos pero tanto la duración de la batería como las opciones que permite son muy muy limitadas. Otra mala opción. Ver relojes teléfono.

- Samsung tiene diferentes tipos de smartwatches, pero la mayoría utilizan un sistema operativo propio con las limitaciones que esto conlleva, aunque la integración con teléfonos móviles de Samsung es muy buena. Sin embargo existe ex Samsung Live que incorpora el sistema operativo Android Wear. Ver smartwatches Samsung.

- LG Watch: Incorpora el sistema operativo Android Wear. En mi opinión tenemos una gama muy amplia desde el básico LG G Watch de caja cuadrada hasta el más evolucionado LG Watch urbane de esfera redonda. Ver smartwatches LG.

- Motorola: Dispone de su dispositivo Moto 360 que es el que llevo ahora mismo en mi muñeca. Destaca por su similitud con un reloj verdadero, al llegar la esfera redonda y sus acabados muy parecidos a un reloj de joyería. Ver relojes Moto 360.

- Pebble: Fue una de las primeras empresas en incorporar dispositivos en las muñecas de los usuarios y sólo venden estos productos. Al utilizar una pantalla de tinta digital consiguen una duración impresionante en sus baterías. Ver relojes Pebble.

- Bandas deportivas: No podemos decir propiamente que se trate de relojes smartwatch, pero permiten sobre todo medir la actividad física de los usuarios. Algunas permiten ver las notificaciones del reloj mediante pantallas o sistemas de vibración, por lo que pueden ser una buena opción para deportistas. El aislamiento es mayor, ya que están diseñadas para el contacto con el sudor y el agua (en ocasiones), así que si les vas a dar mucha batalla es la mejor opción. Ver bandas deportivas.

Espero que este artículo haya servido a mi amiga Paula (y al resto de mis lectores) para conocer un poco más el mundo de los dispositivos smartwatch.

Estoy a vuestra disposición. Podéis dejar vuestros comentarios más abajo y os contestaré gustoso.

miércoles, 5 de agosto de 2015

Lecturas para el verano 2015

Lectura Playa


En este pequeño post os voy a hacer una lista de los libros que recomiendo como lectura este verano. Ni que decir tiene que no tienes que leerlos todos, pero creo que el verano es un momento del año ideal para la lectura, y si podemos hacer de la lectura algo constructivo, entonces mejor que mejor.

Si no puedes ver la lista de libros, desactiva tu bloqueador de anuncios para este dominio.


viernes, 31 de julio de 2015

Baterías portátiles para carga inalámbrica

Sin título

Acabo de recibir un producto que me ha llamado especialmente la atención por su calidad, tecnología y estética.

Desde que compré mi primer Nexus 5 y luego el Nexus 6, me ha interesado el asunto de la carga inalámbrica de dispositivos. Siempre he tenido la idea de que las mesas de los restaurantes en un futuro no muy lejano dispongan de una zona de carga inalámbrica (en el centro de la mesa, por ejemplo) donde los comensales pueden dejar sus móviles compatibles con carga Qi para que se carguen mientras que comes.


Pues bien, hace tiempo que rondaba mi cabeza el comprar una batería externa que permite tanto la carga como la descarga con cable y también... ¡inalámbricamente!

Adiós cables, adiós...

La batería estéticamente parece una piedra, por eso su nombre "Qi+ Stone" y tiene una capacidad de 4000 mAh, suficiente para cargar cualquier movil normal un par de veces. La parte superior sirve para cargar el móvil, reloj, o cualquier dispositivo compatible con el protocolo Qi de carga inalámbrica. La parte inferior te sirve para cargar la batería, de forma que virtualmente no necesitas cables ni para cargar la batería ni para cargar dispositivos.




Independientemente del asunto de la carga inalámbrica, tiene en la parte trasera una entrada microUSB para cargar la batería con cable y una salida USB para cargar dispositivos con cable.

La batería hay que encenderla antes de que empiece a cargar cualquier dispositivo, para lo que sólo hay que poner el dedo encima del logotipo de "fonesalesman" en la parte superior (es táctil) y nos indicará la carga restante. Se apaga automáticamente.

Aquí cargando mi reloj Moto360
Viene con un cable micro USB de 0,3 metros y otro cable de 1 metro, además de una bolsita de transporte.

Creo que es una opción muy interesante para este verano ya que cuando nos vamos de viaje y llegamos a un hotel, restaurante o casa de vacaciones corremos despavoridos al enchufe a cargar nuestros móviles.

Si quieres saber más sobre estos productos, puedes seguir estos enlaces:



Windows 10: Una buena oportunidad para retomar contacto con OneDrive... y conseguir 0,5 GB más de almacenamiento

open window

En casa tengo tres ordenadores que utilizo con asiduidad: un iMac y un Macbook con OSX de Apple; y un mini PC de Acer que hasta ayer tenía Windows 8.1. El ordenador Windows sólo lo utilizo cuando salgo de viaje y en mi oficina porque hay un software de mi empresa que funciona únicamente en Windows y tuve que comprarlo para poder usarlo... Necesitaba Windows.

La verdad es que había oído hablar tanto de Windows 10 (y tan bien) que tenía ganas de instalarlo y probarlo y ayer pude hacerlo.

Para empezar tengo que decir que el tiempo de descarga se hizo corto, realmente porque Windows ya había descargado el nuevo sistema operativo sin decirme nada en segundo plano, y lo único que tuve que hacer fue autorizar la instalación. Decidí dejarle bastante tiempo al ordenador para la instalación y no se realmente lo que tardó, pero cuando terminó, tenía una nueva y flamante ventana de login.

Después de haberlo usado durante un día, la verdad es que me ha sorprendido la rapidez de mi pequeño Acer. Mi percepción es que se inicia y funciona más rápido. El tiempo de inicio desde el apagado completo es de 14 segundos y el tiempo de encendido después de estar en suspensión es de unos impresionantes ¡4 segundos!

Cortana tiene mucho por aprender aún, pero me ha resultado interesante la frescura de sus respuestas, algo que se echa en falta en Siri y mucho más en el frío Google Now. Un asistente personal tiene que ser eso: personal y ese toque humano la hace más cercana.

OneDrive ahora te permite almacenar tus fotos en tamaño real y además aplica automáticamente etiquetas a las fotos en función de su contenido. Por ejemplo: Si haces fotos de gatos, no hace falta que le digas a OneDrive que son gatos; el sistema analizará la foto y detectará que son gatos y les aplicará automáticamente esta etiqueta. Ni que decir tiene que esta información, al igual que las fotos queda almacenada en tu unidad de forma privada y es accesible sólo por ti.

Es un buen momento para retomar el contacto con OneDrive al igual que he hecho yo. Ahora tienen una oferta por la que te dan 1TB para hasta 5 usuarios (5 TB en total) con Office 365 incluido por sólo 10€ al mes. Por defecto tienes 15 GB gratuitos de almacenamiento, pero si te das de alta desde este enlace te regalarán 0,5 GB. ¿A qué esperas?


Consigue 15GB GRATIS y 0,5GB de bonificación

Veremos como evoluciona Windows 10, pero como primer contacto realmente me parece una muy buena opción y animo a todos los usuarios de Windows 7 y 8.1 a actualizarse a Windows 10... que por cierto... ¡Es gratis!

martes, 28 de julio de 2015

Todos mis libros en el TOP 20 de Economía y Empresa

"Code Halos: How the Digital Lives of People, Things, and Organizations are Changing the Rules of Business" on the shelves of Barnes & Noble!

Hoy todos mis libros están en el
TOP 20 de Economía y Empresa...

GRACIAS A VOSOTROS

Puedes entrar a verlos aquí:
http://author.to/franciscohurtado

lunes, 27 de julio de 2015

Ya disponible mi nuevo libro "Internet tiene trabajo para ti: Tus primeros pasos en LinkedIn"

Ya disponible en papel mi nuevo libro



Internet es además de una plataforma para vender y comprar productos, jugar a multitud de videojuegos, ojear diarios y revistas, ver fotos de gatitos y disfrutar de videos de todo tipo, una más de las excelentes herramientas para la búsqueda de trabajo que existe. Sin embargo, mucha gente sigue aún infrautilizando este nuevo (ya no tanto) medio. Nos olvidamos de que permite acceder de forma fácil y rápida a oportunidades de trabajo mucho más allá de lo que nuestra corta vista alcanza. Esta es una guía rápida de introducción a la creación de un perfil en la red social LinkedIn y unos primeros pasos básicos en su utilización. Empezamos con la creación de un perfil en la red social y al final del libro seremos capaces de buscar un trabajo adecuado y solicitarlo.


jueves, 23 de julio de 2015

Internet tiene trabajo para ti: Solicitando un empleo

Jobs
Foto por GotCredit (Creative Commons)

En el capítulo anterior examinábamos las características particulares del empleo que buscábamos y estudiamos detenidamente si cumplía con nuestras necesidades, y a la vez, si nosotros cumplíamos con los requerimientos de la empresa o reclutador.

La ficha del empleo podemos encontrarnos con dos tipos de botones con los que podemos solicitar el trabajo.

"Solicitar en el sitio web de la empresa"

Realmente lo único que hace es redirigirnos a una página externa (que nada tiene que ver con LinkedIn) y que nos permite solicitar el empleo. Tenemos que llevar especial cuidado en este caso, ya que es posible que se nos pidan datos personales que no tenemos porqué dar. En caso de que detectemos alguna irregularidad en la solicitud de empleo, es importante denunciarlo mediante la opción que se explicó en el capítulo anterior "Analizando las ofertas de empleo" de marcar y explicar el motivo por el que el anuncio puede ser un fraude o incumplir alguna ley de tu país.


"Solicitar ahora"

Este apartado es mucho más sencillo. Aparecerá una ventana emergente parecida a esta:


Sólo tenemos que comprobar que los datos de email y teléfono de contacto sean correctos o modificarlos si es necesario. Si lo deseas puedes incluir una carta de presentación y/o currículum que se enviará únicamente a este reclutador. No olvides que se compartirá con el reclutador tu perfil COMPLETO, por lo que es importante dar un repaso antes de solicitar un empleo por si hubiese algo que quitar o poner.

También verás en los empleos que te permiten hacer la solicitud desde LinkedIn el número de solicitantes para ese trabajo y siendo Premium podrás saber en qué posición estás para conseguir el trabajo porque te indicará el nivel de estudios, experiencia, etc. de tus competidores.

Ahora sólo queda esperar a que nos llamen. Mi experiencia con amigos a los que he ayudado a buscar trabajo por internet es que normalmente las empresas suelen hablar con casi todos los candidatos para obtener una primera impresión aunque sea sólo telefónicamente.

Ya has dado los pasos desde abrir tu perfil en LinkedIn hasta solicitar tu primer empleo... Ahora todo está en tus manos.

¡Buena suerte!


Good Luck Gong
Foto por Sam Howzit (Creative Commons)

Capítulos anteriores de "Internet tiene trabajo para ti":

miércoles, 22 de julio de 2015

Internet tiene trabajo para ti: Analizando las ofertas de empleo

shhhhhh - i'm huntin jobs
Foto por Aaron Edwards (Creative Commons)

Está claro que en la serie de artículos "Internet tiene trabajo para ti", el objetivo es conseguir un empleo o al menos hacernos más visibles a posibles reclutadores, pero no queremos trabajar en cualquier cosa.

Ningún reclutador en su sano juicio escogería para un trabajo a alguien desesperado. Las personas desesperadas son capaces de mentir sobre sus estudios, su experiencia laboral y sus capacidades, y lo peor no es que puedan hacerlo sino que lo harán y hasta ¡parecerán convincentes!

Debemos tener la actitud mental de que tenemos cosas que ofrecer a la empresa y la empresa tiene cosas que ofrecernos a nosotros. Si planteamos la relación laboral como que lo único que queremos es "ser elegidos" al final haremos cualquier cosa para ello.

Hay dos posibilidades de visualización de empleos según cómo hayamos accedido a él.

Si nos ha aparecido como "Empleos que podrían interesarte", lo veremos en formato de cuadrícula. Haciendo click encima del hombre del empleo "Social Media Manager" por ejemplo, entonces podemos acceder al resto de información. Veremos que al poner el ratón encima del empleo, aparece una estrella que nos permite marcar el empleo como "guardado" para que podamos acceder a él más fácilmente desde la parte derecha donde aparece la sección "Empleos guardados".

Si nos ha aparecido después de realizar una búsqueda, ya sea simple o avanzada, lo veremos en formato de lista. En este caso a la izquierda nos aparecerá el logotipo de la empresa que publica el empleo, a continuación el título del empleo y la localización. Veremos que aparece un texto en verde que indica "similares" y nos permite acceder a empleos similares al ofertado en este caso concreto. A la derecha de cada empleo aparece un botón donde dice "Ver" y una pequeña flecha. Al poner el ratón sobre la flecha podemos acceder a la opción de guardar el empleo para verlo luego. Al hacer click sobre "Ver" iremos a la ficha completa del empleo.

Job search
Foto por kate hiscock (Creative Commons)
Ahora veremos la ficha de cada empleo con detenimiento. Podemos acceder a ella desde cualquiera de las dos opciones, ya sea en formato cuadrícula o formato listado.

En la ficha del empleo tenemos varias secciones donde podemos ver algunas informaciones sobre el empleo. Se trata sólo de una tarjeta de presentación, pero hay que mirarla con detenimiento.

En el encabezado veremos a la izquierda el logotipo de la empresa que lo ofrece (que no tiene porqué ser la empresa final donde vayas a trabajar). A la derecha está el título del empleo, el nombre de la empresa que lo ofrece y la zona donde está situado. Asimismo también podemos ver la antigüedad del anuncio. Piensa que si un anuncio lleva publicado por ejemplo seis meses es posible que haya alguna causa por la que aún no han encontrado un empleado adecuado.

Debajo de estos datos aparecen los botones para solicitar el empleo (desde la web de la empresa o directamente desde LinkedIn), "Guardar" y una pequeña flecha que nos permite "Ocultar y marcar".


Ficha de denuncia de un empleo que inadecuado

Ocultar y marcar un empleo lo utilizaremos cuando detectemos que algún empleo infringe la legalidad de tu país, te solicita datos personales o cualquier otra causa que consideres inadecuada. Es importante que hagas uso de esta opción cuando detectes alguna irregularidad. LinkedIn comprobará la información que has proporcionado y es posible que retire el empleo ofrecido o hasta que tome acciones de otro tipo contra la empresa anunciante como no volverles a permitir publicar más ofertas de empleo.

Con el botón "Solicitar en el sitio web de la empresa" puedes ir a la web y rellenar la solicitud, pero antes de hacer esto, vamos a estudiar detenidamente el trabajo que nos ofrecen.

En la información que aparece más abajo en el apartado "Acerca de este empleo" puedes ver datos acerca del empleo como tipo de contrato, zona geográfica, sueldo, horarios, etc.

Estudia detenidamente la información que te ofrecen del trabajo. Guarda esta página por si posteriormente vas a una entrevista de trabajo. Si encuentras discrepancias entre lo que te ofrecían al principio y lo que te comentan en la entrevista de trabajo, pregunta el porqué de esas diferencias.

Career Fair 2009 at UIS
Foto por Jeremy Wilburn (Creative Commons)

Más abajo tienes el apartado "Acerca de esta empresa" donde se ofrece información sobre la empresa que solicita el empleo, que no tiene porqué ser la empresa donde finalmente trabajarás. Ten en cuenta que LinkedIn es utilizada por multitud de empresas de cazatalentos y selección de personal, así que es posible que no trabajes para ellos.

Finalmente puedes ver "Empleos similares" al de la ficha donde te encuentras.

Cuando hayas comprobado que el trabajo se adecua a tus necesidades, ya puedes hacer click en "Solicitar en el sitio web de la empresa" que normalmente te llevará a una web externa a LinkedIn donde solicitar tu empleo. Lo ideal es que en tu solicitud incluyas un enlace a tu perfil de LinkedIn que hemos trabajado tan arduamente durante estos días para conseguir ese trabajo han ansiado.

No olvides que no será el primer día cuando encuentres tu trabajo ideal, y que al igual que en en el mundo fuera de internet, tendrás que presentarte a multitud de entrevistas de trabajo, presentar montones de currículum hasta conseguirlo, pero desde luego vas en el buen camino.


Capítulos anteriores de "Internet tiene trabajo para ti":

Entradas populares